jueves, 7 de noviembre de 2013

Sentimientos encontrados...

Sentimientos encontrados en amores declarados, sentidos opuestos en sociedades estructuradas, seres iguales... En cada parte amada.
 
Decisiones que no fueron tomadas, no fueron escogidas, no fueron decididas... Fueron simplemente aceptas.
 
Vidas que se desarrollan en existencias comunes, sin nada distinto, niñez, juventud, madurez, llevadas como lo marca la vida, siguiendo patrones... Cumpliendo patrones.
 
Ella estaba en un día como tantos, en una tarde de tantas, envuelta en platica banales, casuales, en un café como muchos, con las amigas de siempre, todo igual, con la misma rutina, practicada, afinada, especializada, pulida con el día a día. Amigas antiguas que generan amistades nuevas, mismos temas pero ahora diferente, de entre tanta gente algo sucede...
 
Se funden en platicas entre mujeres, miles de temas, todas están en los cuarentas. Todas experimentadas en experiencias fallidas, unas divorciadas, otras solteras, una dejada y la viuda resignada, todas juntas, formando un circulo compacto, una sociedad secreta. Sus platicas giran en los hijos, las nueras, los amantes fugaces, las aventuras resueltas, el repaso obligado de la vida de cada una de ellas.
 
Son mujeres que están en una madurez plena y que la rutina les provoca nuevas necesidades... Las nunca descubiertas. Todo ser pasa por etapas de pruebas en juventudes traviesas, algunas con la experiencia se quedan, otras, nunca quedan satisfechas. Algunas de ellas solo ven como los años pasan, siguiendo roles, con pasos obligados en senderos marcados, no hay retornos, menos señales de salidas, solo les queda seguir... Como les obligan en vida.
 
Otras están viviendo Matrimonios perfectos, con hijos hermosos en familias plenas. Llenas de reuniones familiares, con fotografías del recuerdo, guardando cada etapa, cada paso, todo archivado. Matrimonios donde el tiempo corre, los hijos crecen, haciendo sus propias vidas, las prioridades de esas madres perfectas cambian, ya no hay por quien preocuparse, es el momento de recapitular, es el momento de por ellas primero pensar...
 
Matrimonios perfectos sostenidos solo por los hijos, cuando ese único motivo de existir se va, los matrimonios se empiezan a derrumbar, nuevas inquietudes empiezan a aflorar, los hombres buscan nuevas conquistas para alimentar su vanidad, las mujeres solo buscan recobrar su libertad, en reuniones entre amigas que se convierten en una necesidad, maduras pubertas marcadas por la edad, no hay tema que las espante, ya de todo han oído hablar. El trato continuo con las antiguas amigas, encontrando coincidencias, tocando los mismos temas, creando afinidad entre ellas, afinidades que mas se aprecian con la edad. Bellas que se sentían marchitas cuando estaban con sus parejas, solo estando con sus amigas sentían seguridad, esto marca a las personas, ¿Por qué regresar con quien solo te trata mal?
 
Antiguas amigas integran a nuevas conocidas, conocidas eventuales que se gradúan en mejores amigas por todas esas tardes de cafés, sentimientos vacíos que se van llenando con la continuidad, amistades estrechas que estrechándose van. Los círculos de amigas crece, mujeres maduras perdidas en miradas de amigas que ahora buscan algo mas... Algunas perdidas en sentimientos guardados que renacen con la edad, etapas de traviesas juventudes que ahora se quieren graduar.
 
Ella ahora siente en esas amistades, un amor puro nacido en la afinidad, comprensiones mutuas, historias iguales, mismos sufrimientos, iguales desenlaces. Son mujeres hermosas, seguras de que su mejor momento es ahora, que como frutas prohibidas maduras están. Llenas de sentimientos plenos, decididas, convencidas, sin dudas, una con la otra, la otra con su igual. Ilusiones renovadas en dos seres que fueron por sus opuestos... Rechazadas.
 
De entre todas sus amigas hay una en especial, alguien que no ha tenido éxito en sus relaciones anteriores, alguien que también se dedico en alma y cuerpo en sacar adelante un matrimonio del que ya no queda nada, alguien que ahora busca quien la quiera... Solo por lo que es ella.
 
 
Ahora ellas son dos bellas rejuvenecidas, en un nuevo amor que inicio como una aventura, como algo prohibido, sentimientos nuevos en almas experimentadas, nuevas sensaciones, nuevas exploraciones, en cuerpos... Ya muchas veces explorados.
 
Viviendo nuevas emociones producidas por lo no conocido, experimentando con labios rojos que se funden en pares, fundidos en besos suaves, sensaciones exquisitas. Las que como mejores amigas eran conocidas antes... Quedaron graduadas como las mejores amantes.